quién es quién en #noalcanon (o "remuneración compensatoria por copia privada" reloaded)


Como los jeans nevados, la remuneración compensatoria por copia privada (vamos.. el canon digital) está devuelta entre nosotros. Es que al parecer, las ideas malas tienen una tendencia a la longevidad y si la cosa te suena repetida por estos lares, es porque en Febrero de 2009 ya escribí al respecto en remuneración compensatoria por copia privada…? de acá!!. Y si no volví a mencionarlo fue porque consideré inconcebible dedicarle tiempo a una idea tan mala en tantos aspectos.

Para aquellos que no tienen idea de lo que estoy hablando, esta excelente infografía de derechoaleer.org puede ayudarlos. Si sí sabes que es el canon digital pero no estás al tanto de las últimas noticias, te informo: hoy (miércoles 29 de Junio de 2011) será tratada la ley en el Senado. UPDATE: Para "escuchachar todas las voces" (e.i. esquivar el costo político de un tema que no pintaba tan complejo y que se volvió impopular), el proyecto no se tratará hoy.

Desde este humilde espacio, creo que puedo sumar muy poco a los datos que ya pueden leerse en todos las dos en Internet (recomiendo particularmente noalcanon.org y la crónica de Vía Libre cuando intentaron aportar al debate en la comisión).

Lo que sí puedo considerar un aporte es una lista de las personas involucradas en mapa del canon digital. En tiempos de elecciones me parece fundamental tener memoria y asociar a nuestros potenciales representantes, no a fotos de afiches ni a frases de yogur, sino a hechos concretos:

  • Jorge Coscia, secretario de Cultura de la Nación. Un quijote de los derechos de autor que evidentemente entiende poco de los tiempos modernos. Y sino, escucha esta entrevista.
  • Miguel Ángel Pichetto, senador presidente del bloque Frente para la Victoria. Principal promotor de la ley.
  • Rubén Giustiniani, senador socialista (?!) , presidente de la Comisión de Educación y Cultura del Senado. Copresentador de la ley, fuertemente influenciado con las gestoras colectivas de derecho de autor.
  • Gerardo Morales, senador al frente del bloque UCR. Manifestó que "el bloque está de acuerdo con el proyecto de ley", y que votarían a favor cuando se trate en Cámara.
  • Adriana Bortolozzi de Bogado, senadora de Frente para la Victoria por Formosa. Presentó un proyecto similar pero decidió bajarlo para "no entorpecer el del Senador Pichetto".
  • Daniel Filmus, candidato a Jefe de Gobierno por Frente para la Victoria. Presentó el proyecto de ley en 2009 y después se echó atrás con argumentos poco convincentes.
  • Claudio Morgado, ex presidente del INADI. En sus años de legislador tuvo la misma idea del canon. Después de un bizarro debate en su blog, reculó.
  • Susana Rinaldi, candidata a legisladora por el Frente Progresista (?!) Popular. Apoya la ley y es Vicepresidente 2º de AADI.
  • Teresita Quintela, senadora por La Rioja. Presentó un proyecto similar. Si... otro, las diferencias entre todos pueden consultarse acá.

¿De quién me estoy olvidando?

Como nota al margen y buscando a los promotores de tamaño atropello a los derechos, fui acumulando los nombres de los artista y autores que apoyan la medida. La dejo acá por si a alguien le interesa:
Atilio Stampone (músico, directivo de SADAIC), Jorge Marrale (actor, secretario general de SAGAI), Pepe Soriano (actor, directivo de SAGAI), León Gieco (músico, representante de CAPIF), Salvador Valverde Calvo (guionista, vocal de ARGENTORES), Roberto "Tito" Cossa (escritor, presidente de ARGENTORES), Leopoldo Federico (músico, presidente de AADI), Susana Rinaldi (cantante es la misma de arriba), Teresa Parodi (cantante, Pro-Secretario de Actas de AADI), Paz Martínez (músico, tesorero en SADAIC), Zamba Quipildor (músico, Pro-Tesorero 2° de AADI), Víctor Yunes (músico, secretario general de SADAIC), Carlos Galettini (cineasta, presidente de DAC, altamente recomendable en este debate ).

Tal vez la próxima vez pienses dos veces antes de copiar un disco de Teresa Parodi (cuack). Entre paréntesis va a que rama del arte se dedican, porque algunos son totalmente desconocidos para los que todavía no peinamos canas. ¿Es que será que no entienden el mundo actual? Casualmente, muchos también tienen (o tuvieron) cargos en gestoras colectivas de derecho de autor. Pero estoy seguro que eso es pura casualidad.

Ciudad K explicado

Primero lo primero, visita:

www.ciudadkexplicado.com.ar

A continuación la explicación de qué es eso.

Cada vez que voy al viejo continente redescubro la tele española. Está llena de programas de humor, muchos de ellos increíblemente graciosos, incluso cuando varias gracias se pierden por no ser local. La última vez que estuve ahí no fue la excepción. Santiago me habló de un programa llamado Ciudad K (sin relación con los K de acá).

Ciudad K es un ya finalizado show de 14 capítulos, dirigido por el genial José Antonio Pérez, que fusiona el humor y el geekismo de forma épica. En esta hipotética ciudad, los habitantes tiene un nivel cultural e intelectual sobresaliente y las situaciones son de lo más bizarras. Todos los capítulos se encuentran en línea y son altamente recomendables.

Les hablé de esta serie a muchos conocidos freaks/nerds/geeks, y con ellos solemos comentar algunos gags que allí aparecen. Así fue como hemos notamos que ninguno de nosotros entendía todos los chistes, dado que abarcan un amplio espectro entre física, tecnología, economía, cine, artes plásticas, psicología y otras ramas de la cultura y la ciencia. De hecho, rápidamente descubrimos que conversar sobre Ciudad K era una muy divertida forma de aprender nuevas cosas, especialmente en las áreas en las que uno es un completo ignorante.

Así fue como levanté www.ciudadkexplicado.com.ar, un espacio en donde espero que se pueda conversar sobre los temas que se tocaron en la serie mientras se aprenden cosas nuevas y posiblemente inútiles.

Este viejo procrastination project lo tenía pendiente desde hacía meses y lo que se ve (así de feo) es el resultado de un arrebato de aburrimiento y de las ganas de saber que tan lejos se puede llegar con Google Sites. Pasé por varios vericuetos técnicos que, supongo, explicaré en otro post.

PD: Lo lamento José, soy un tío :P

alchemy: jugando a ser dios (ó cómo hacer trampa con Python)

Creo que esto de usar Python para hacer trampa se me está volviendo vicio. Es que hay veces que las cosas te piden a gritos que tomes un atajo. Y esto fue lo que me pasó esta semana.

Primero un poco de contexto. La semana pasada conocí, a través de Microsiervos, un juego llamado Alchemy. Consiste en combinar los cuatro elementos clásicos griegos (tierra, agua, fuego y aire) para generar nuevos elementos y a su vez, otros con estos.

Se los comenté a varios conocidos y se engancharon. El tope (al menos de momento) es 200 elementos y, como se trata de un juego muy divertido y adictivo, en un tiempo razonable se puede superar los 100. Los elementos son cada vez más complejos, incluso uno se empieza a obsesionar con la idea de crear human :P

El problema llega cuando uno se estanca y la tentación de hacer trampa se hace inevitable.

Atención: a partir de este momento el post es una especie de spoiler en donde se explica cómo llegar al final del juego sin jugarlo. Si estás jugándolo y lo disfrutas, deja de leer inmediatamente.

Con mirar rápidamente el código de la página, uno puede descubrir cómo funciona. Parece haber un archivo en donde se definen las relaciones de los elementos por un número identificador y otro donde está se mapean estos identificadores a nombres. El siguiente script me ayudó a organizar la información muy rápidamente:

Así, si quiero saber cómo obtener el elemento egg:

$ ./alchemy.py -g egg
egg = life + stone
egg = bird + bird
egg = turtle + turtle
egg = lizard + lizard

Si quiero saber para que me pueden servir los elemetos dough y sea:
$ ./alchemy.py -f dough sea
bread = fire + dough
cookie = fruit + dough
ocean = water + sea
seaweed = plant + sea
beach = sand + sea
wave = wind + sea
tides = moon + sea
seasickness = sickness + sea
algae = plant + sea
horizon = sky + sea

Para obtener todas las combinaciones:
$ ./alchemy.py -g all
que da este listado. Me pareció interesante hacer algunos grafos con estos datos. Así se puede ver la sección local de light bulb:
./alchemy.py -c "light bulb" | dot -Tpng > light_bulb.png ; display light_bulb.png

Claro que también se puede hacer el grafo completo (si se tiene memoria y tiempo):
$ ./alchemy.py -c all | neato -Tpng > all.png ; display all.png
Así se genera una imagen enorme de la que se puede ver un fragmento a continuación (click acá para verla completa, son 13MB 12027x 13593).

Fue divertido, incluso cuando evidentemente no fui el primero en notar esto y basta con googlear un poco para conocer las soluciones. En lo personal, consideré parte del juego escribir el código que lo resuelve y lo usé de excusa para hacer algo con optparse, que lo tenía pendiente.